El PP local vota en el Pleno Municipal en contra de las demandas vecinales

Los y las socialistas denuncian a una oposición que hace oídos sordos a las peticiones vecinales. El PP considera que no existen problemas en el servicio de urgencias del Hospital de Fuenlabrada.

Fuenlabrada, 20 de enero de 2013.- Esta mañana, en la oficina del Grupo Municipal Socialista han comparecido en rueda de prensa el Secretario de Organización Isidoro Ortega, el Portavoz del Grupo Municipal Socialista Javier Ayala y el Secretario de Comunicación Francisco Paloma para hacer un balance del último pleno municipal celebrado el pasado jueves y la situación general de la vida política local.

Para los y las socialistas de Fuenlabrada, el Partido Popular local volvió a evidenciar en el Pleno Municipal del 16 de diciembre que es una oposición centrada en enturbiar el debate local, sin alternativas reconocibles, y obsesionada en su apoyo cómplice a los recortes impuestos por los Gobiernos de la Nación y la Comunidad de Madrid.

Un ejemplo claro de esta complicidad es la incapacidad del PP local para denunciar como hacen vecinos y vecinas, y trabajadores del propio Hospital el grave deterioro de la calidad de los servicios de urgencias del Hospital de Fuenlabrada, fundamentalmente debido a los recortes presupuestarias impuestos por el Gobierno Regional de Ignacio González (PP), -afectando especialmente a medios y personal-, y por una acusada temporalidad laboral en su plantilla.

Por contra, la agrupación socialista y el Gobierno Local con el alcalde Manuel Robles a la cabeza vienen exigiendo que la Administración Regional aborde con celeridad la saturación del servicio de Urgencias, y no se haga oídos sordos a las demandas ciudadanas. Se solicitó de modo inmediato una reunión con el consejero de Sanidad, Fernández Lasquetty, para rendir cuentas sobre esta grave situación que éste despachó con una simple carta explicativa. El alcalde seguirá insistiendo diariamente en la necesidad de una reunión. Con su voto en contra en el Pleno, el PP de Fuenlabrada ha demostrado que no le importa que las urgencias del hospital no funcionen.

Durante el Pleno Municipal los y las socialistas fuenlabreños trasladaron su honda preocupación por el retroceso en derechos y libertades que suponen iniciativas legislativas del PP sobre el aborto -que limitan gravemente el derecho a una maternidad libremente elegida, y colocan a las mujeres en una grave situación sanitaria y de inseguridad jurídica- y sobre la seguridad ciudadana -imponiendo una ley mordaza restrictiva de derechos y la apuesta por una mercantilización del derecho ciudadano a la seguridad como servicio público-. Estas iniciativas del PP nos retrotraen al periodo predemocrático lanzando a las mujeres que abortan a la clandestinidad, e implementando modelos de orden público restrictivos con las demandas ciudadanas.

Los portavoces insistieron en la salud y solidez del actual pacto con el socio de gobierno IU. Un pacto que funciona bien, como comprueban los vecinos y vecinas, y que responde a una exitosa cultura histórica de acuerdos entre organizaciones. Una situación que incomoda al PP, en las antípodas por una situación interna sumida en una crisis permanente y un liderazgo cuestionado.

Asimismo, los y las socialistas de Fuenlabrada reivindican el importante debate colectivo del PSOE que ha desembocado en la aprobación de un calendario y un reglamento que abren la organización a un proceso de participación ciudadana en la elección de su candidato/a a la Presidencia del Gobierno de la Nación. Un proceso de primarias -inédito en la vida política española-, que sitúa al PSOE como el partido político líder en la renovación de hacer política. Una política participativa, transparente y que conecta con las demandas y el sentir ciudadanos.